Catedral de Lima: un monumento primordial

monumento
Catedral de Lima: un monumento primordial

La catedral de Lima, situada cerca del palacio Arzobispal, se construyó en 1535 en un emplazamiento designado por Pizarro en plena cruzada de evangelización.

Los cuatro seísmos más trágicos que devastaron la ciudad obligaron a reconstruir el edificio varias veces, pese a lo cual su notable fachada barroca ha conservado la grandeza de su historia durante siglos.

La última de estas restauraciones, acometida en 1940, transformó por completo el aspecto original de la catedral, un destino que han compartido la mayoría de las iglesias de la ciudad y que las sometía a la influencia del neoclasicismo de finales del siglo XVIII. En todo caso, a lo largo de la nave podrá admirar el trabajo cuanto menos ecléctico de los distintos artistas que participaron en la decoración de las capillas. En los altares conviven todos los estilos imaginables; mención especial merece el coro de Pedro de Noguera, una obra maestra de madera de la exuberancia rococó.

En la parte posterior del edificio y al amparo de las miradas hallará una sacristía con una deliciosa decoración y un museo religioso en el que se exponen pinturas y prendas ceremoniales de la liturgia católica.

Catedral de Lima
Jirón Carabaya
Lima 15001

Tel.: +51 (0)1 427 9647

www.arzobispadodelima.org